Inicio / Opinión / 15 días, 4 ferias: todos perdemos

15 días, 4 ferias: todos perdemos


Aunque la guerra a las puertas de Europa nos ha hecho olvidar la pandemia, quiero recordar que, el embate de la variante Ómicron en Navidad, obligó a un replanteamiento de las fechas feriales más afines a nuestro sector en 2022; y lo que viene a la vuelta del verano se antoja irresponsable, cuando menos, para expositores, visitantes y para las propias organizaciones feriales.
La cancelación de Expocadena en Sevilla en febrero y su traslado a finales de septiembre aprieta más que nunca el calendario ferial en esos meses.
La concurrencia de eventos en fechas próximas y concurrentes es ya un clásico de la última década y demuestra la falta de entendimiento y colaboración entre los diferentes actores del negocio. Sobre ello hemos escrito y reflexionado en multitud de ocasiones, aunque esta vez batimos todos los récords del absurdo. Luego nos quejamos de que no contemos con un lobby que nos represente.

Por ponerle fechas al conflicto de intereses en los 15 días que van desde el 22 de septiembre al 6 de octubre se van a celebrar -Dios mediante como decían los cárteles taurinos antiguos- las ferias de Coferdroza en Madrid, Eisenwarenmesse en Colonia, Expocadena en Sevilla y Eurobrico en Valencia.
Esta proliferación de eventos -abiertos y privados- va a obligar a muchas empresas a pedir un esfuerzo extra a sus equipos y tesorerías o, en el peor de los casos, a descartar alguno de los certámenes. En la decisión saldrán perjudicadas las ferias que estén más cerca del carácter de exposición y de las relaciones públicas que aquellas que traigan las ventas y el negocio al primer plano.

Sicur, mejor de lo esperado

Me lo han contado en Sicur algunas de las firmas que se ven implicadas en la diatriba de la elección y se muestran contrariadas por el calendario; una feria de Seguridad, por cierto, que mostró una buena imagen. A pesar del desangelado pabellón 6 y de la falta de algunos de los expositores más relevantes, la participación fue buena y los expositores que prefirieron apostar se muestran contentos por los contactos de calidad realizados. Evidentemente los que faltaron a última hora confirman su decisión y hablan de fracaso. Ni unos ni otros van a reconocer públicamente que se han equivocado. La humildad es uno de los rasgos más escondidos del ser humano.

La zona más concurrida, la esquina del pabellón 10 en el que estaban todas las firmas de cerrajería. Enhorabuena a APECS por lograr que sus eventos se cuenten por éxitos. Sabemos que buena parte de los asociados de ASEPAL presionaron a IFEMA, a mitad de enero, para retrasar las fechas por motivos de salud pública pero en la institución ferial madrileña mandan las consignas de Ayuso: No se cierra por pandemia. En esta ocasión, con el comportamiento ya conocido de las diferentes olas y con la mayoría de la población trivacunada, me sumo a su causa.

Preparen el portfolio de ventas viajero para la vuelta de las vacaciones a no ser que nos persiga una nueva variante del COVID o los órganos de Putin estén cantando a las puertas de los Pirineos.
Un restaurante en Loja que nos ha descubierto Cristian Ramos de Gibalto. ABQ

guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
f763cb80-5d0c-4db2-97b1-b1b8eee328f0
Ir arriba