Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Acepto
  1. Inicio
  2. Noticias
  3. Sectoriales
  4. Asamblea de Asepal: Garamendi (CEOE), sin pelos en la lengua al hablar de EPI y de la gestión del Gobierno
El presidente de la CEOE asegura que la crisis sanitaria ha demostrado que no todos los productos son igual de eficientes.
El presidente de la CEOE asegura que la crisis sanitaria ha demostrado que no todos los productos son igual de eficientes.

Asamblea de Asepal: Garamendi (CEOE), sin pelos en la lengua al hablar de EPI y de la gestión del Gobierno

En relación con los EPI fabricados en España, el presidente de la CEOE resaltó su "calidad" y su "seguridad", e insistió en que la crisis sanitaria ha demostrado que no todos los productos "eran igual de eficientes" o contaban "con la calidad que se exige".

Tres fueron las ideas principales que expresó el presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, durante la Asamblea General de Asepal celebrada la semana pasada: que los equipos de protección individual (EPI) que se fabrican en España son de "calidad"; que el Gobierno "debería haber contado más con la industria nacional al inicio de la pandemia"; y que no ha habido sanciones para las "empresas oportunistas" que se han aprovechado de la situación de emergencia sanitaria provocada por el COVID-19.

Duras palabras las de Garamendi, que, en su tono habitual, sin pelos en la lengua, hizo un repaso sobre la gestión de la crisis del COVID-19 en relación con los EPI, poniendo en valor, durante su intervención, el "papel fundamental" desarollado durante la crisis por las empresas de equipos de protección individual, muchas de las cuales estuvieron representadas en la Asamblea de la Asociación que las agrupa (Asepal engloba a más de 90 empresas dedicadas al diseño, fabricación y comercialización de EPI).

En relación con los EPI fabricados en España, el presidente de la CEOE resaltó su "calidad" y su "seguridad", e insistió en que la crisis sanitaria ha demostrado que no todos los productos "eran igual de eficientes" o contaban "con la calidad que se exige".

Las "empresas oportunistas" no han sido paradas ni sancionadas

Precisamente en relación con este asunto, Garamendi aseguró que la Administración debería haber contado "bastante más" con el sector, "empezando por el asesoramiento", y señaló que "hubo grandes fallos", sobre todo en el comienzo.

Por su parte, el presidente de Asepal, Javier Muñoz, resaltó que las medidas adoptadas por el Gobierno para favorecer el abastecimiento de EPI en un momento de escasez han permitido que el mercado "se haya contaminado" con "productos no conformes", como también ha ocurrido en la mayoría de países europeos.

Muñoz hizo hincapié en que existen muchas "empresas oportunistas" que "no han respetado los requerimientos exigidos", y que no han sido paradas ni sancionadas, lo que ocasiona un daño a la imagen del sector.

"Desde Asepal hemos colaborado con las autoridades de vigilancia de mercado en la identificación de producto no conforme, con decenas de ejemplos concretos, pero es responsabilidad del Gobierno la puesta en marcha de acciones orientadas a tomar las medidas correspondientes", subrayó.

Comentarios (0)

No hay comentarios escritos aquí
Haz tu comentario

Haz tu comentario

  1. Publicar comentario como invitado.
Archivos adjuntos (0 / 3)
Compartir su ubicación

Enlaces patrocinados